lunes, 27 de enero de 2014

Limpiar un nuevo entorno sana

El lunes se levantó hoy con el pie derecho vaciando la casa del polvo acumulado. 

Es día de limpieza, y la mañana junto a la tarde se fueron moviendo y fusionando al ritmo de un fresco baile para iniciar muy bien la semana. ¡Qué sensación tan agradable!

Nuestra casa siempre estará lista para darnos razones para sanar y la oportunidad de aprender mientras la embellecemos un poco más. Nos enseña que en medio de la cotidianidad de la vida encontraremos hermosura y alegría. 

Los días también tienen propósitos por cumplir. Nos enseñan a través del diario vivir significados poderosos y profundos; claro, siempre distintos para cada quién. 
Tan sólo es cuestión de ponerles un poco de atención. 

Hoy no fue la excepción. 
Vi como el fuerte viento se llevaba por la tarde todas las hojas secas, quitaba del ambiente los viejos respiros y movía de la calle el sucio transitar; dejaba los árboles más livianos y el ambiente más despejado para recibir un atardecer. 
Entonces aprendí que limpiar un nuevo entorno sana y que para mí, realizarlo también en lunes fue la mejor decisión.

Bien, todo listo para celebrar la noche con una humeante taza repleta de canciones que nos hagan disfrutar del suave aroma de un espacio ordenado.

Lunes, Limpiar UNuevo Entorno Sana. 



Fotografía por: Alex Espinosa