lunes, 11 de mayo de 2015

Etéreo

Coleccionamos música, coleccionamos historias; coleccionamos momentos, sonrisas y gestos. Lo más importante, coleccionamos silencios. 

¡Qué importante es abrazar el momento! Dejar de lado el descontento. Comienzo a escribir y todo se vuelve etéreo, volátil, sincero. Cierto.
¿Cómo explicarlo? Divago mucho cuando miro el tiempo avanzando a través de la bocina; parece que levanta vuelo, y a la vez parece que nos movemos los dos. Irreal. 

Las inquietudes me paralizan; no hay intentos ni prisas, sólo espero enfrentarme y así liberar las risas que se esconden entre los dedos. Sublime.  




 Fotografía: Alex Espinosa